twitter  facebook   youtube instagram  googlepic 

Carta de los laicos a los hermanos capuchinos

Quito, 12 de septiembre de 2010

 

Hermanos Menores Capuchinos del Ecuador

Paz y Bien

Agradecemos de manera especial a Dios, Nuestro Padre; a Jesús, Nuestro Hermano y Salvador; a María, Nuestra Madre; a Francisco de Asís, Nuestro Guía y Fundador de la Orden; a la Comisión de Apostolado y Misión de la Viceprovincia en el Ecuador y a todos los Hermanos Menores Capuchinos, por permitirnos participar en este Primer Encuentro de Laicos Capuchinos Comprometidos, realizado en la Fraternidad “Nuestra Señora de Guadalupe”, con el objetivo de abordar el tema sobre Nuestro Apostolado y Misión de  Hoy en Nuestra Iglesia Particular.

Durante estos tres hermosos días de encuentro (10 al 12 de septiembre de 2010) hemos compartido con hermanos y hermanas provenientes de las presencias Capuchinas de: Portoviejo, Guayaquil, Playas, Quito Sur, Quito Norte, Ibarra, Coca, Guayacán y Nuevo Rocafuerte, donde hemos tenido también la presencia de diversas culturas como La Kichua, Shuar y Mestiza.

En esta convivencia se ha sentido la presencia del Espíritu Santo quien nos ha iluminado a cada uno de los hermanos y hemos compartido nuestras vivencias, las cuales han logrado fortalecer nuestra condición de Laicos Comprometidos y se ha sustentado más nuestra fe Cristiana Católica y la identificación con Francisco de Asís.

En estos días el Espíritu Santo se ha manifestado también en las familias de la Comunidad de La Magdalena, quienes nos han acogido generosamente en sus hogares y con ellos hemos compartido experiencias y sentimientos de nuestro vivir como Laicos bajo la guía y carisma de los Hermanos Menores Capuchinos. Esto ha fortalecido nuestro espíritu misionero y nos impulsa a vivir más profundamente nuestro carisma Franciscano y nos compromete a una mayor entrega y servicio en cada una de nuestras comunidades.

Por todo esto y llenos de absoluta confianza pedimos a los Hermanos Capuchinos de Ecuador:

- Que nos sigan acompañando en nuestro caminar laical.

- Que sigan contagiándonos del carisma Franciscano Capuchino.

- Que continúen fortaleciendo nuestra formación cristiana y misionera, que nos impulsa a vivir con más radicalidad nuestra vocación cristiana y de servicio.

- Que se institucionalicen estos encuentros incorporándolos en los programas de misión y apostolado de los Hermanos Capuchinos.

- Que estos encuentros se realicen, por lo menos, una vez al año y en las diversas presencias Capuchinas.

- Poder contar para estos encuentros con la presencia del Hermano Superior Viceprovincial, para que nos anime y sintamos que su presencia está más cercana a este Movimiento Laical Capuchino.

Como Laicos Capuchinos nos comprometemos a:

- Socializar esta rica experiencia con los hermanos y hermanas de nuestras comunidades.

- Seguir fortaleciendo nuestra vocación laical para realizar nuestro trabajo desde la experiencia de fe y testimonio.

- Mantenernos unidos en oración encomendando a Dios nuestra vocación y trabajo.

- Hacer observaciones y dar sugerencias oportunas a los Hermanos Capuchinos para fortalecer el trabajo conjunto.

- Mantener comunicación con las distintas presencias Laicales Capuchinas mediante cartas de animación, compartir experiencias y solidarizarnos con las necesidades que atraviesen nuestras comunidades laicales.

Al terminar este encuentro, encomendamos nuestra vocación laical y misionera a Nuestro Padre Dios, a Jesús, María y Francisco y, además, a los Hermanos Menores Capuchinos, para que, unidos en la ración, nos animemos mutuamente, nos fortalezcamos en el espíritu y con nuestro testimonio de vida construyamos juntos el Reino de Dios en nuestras comunidades.

Fraternalmente,

Hermanas y Hermanos Laicos Capuchinos de Ecuador

Visitas:visitas

Záparos N50-67 y Cristóbal Sandoval - Telfs: 593 2 3302 373 / 2441 828 - Quito • Ecuador